Memoria,Opinión

Una luz en la educación cubana. Mavel Ponce de León Hernández

El 6 de junio de 1961 el gobierno revolucionario cubano al decretar la Ley de Nacionalización de la Enseñanza .Ofreció al pueblo todos los centros escolares privados abrió así las puertas del aprendizaje de forma gratuita a todos los hijos de los cubanos en cualquier nivel de enseñanza sin importar credos, ni razas.

Fidel Castro Ruz líder histórico de la Revolución cubana un 1ro de mayo expresó “Escuelas, profesiones universitarias, arte y cultura no fueron jamás para los hijos de los humildes de la ciudad o del campo fueron sólo el privilegio de una insignificante minoría y era por eso que la Revolución se consideraba entonces en el deber de organizar y establecer la enseñanza gratuita a todos los ciudadanos del país”.

Cuba se iluminó hacia el futuro en la educación con la Ley de Nacionalización de la Enseñanza en el año donde se declaró libre de analfabetismo el 22 de diciembre al declararse primer territorio libre de analfabetismo en América Latina.

El desarrollo alcanzado por la isla caribeña mayor de las Antillas en la educación tiene en Fidel Castro a su mayor guía y defensor de los derechos de los seres humanos al conocimiento a la justicia social y a la felicidad de cada uno de los cubanos en especial a los niños y niñas del país.

La ley contiene cinco artículos el 3 y 4 planteaba que. La nacionalización con siguiente adjudicación a favor del Estado cubano de centros de enseñanza que se ordena en el artículo anterior, se llevará a efecto a través del Ministerio de Educación, facultándose al Ministro del ramo para dictar las resoluciones necesarias a fin de incorporar esos centros al sistema educacional de la Nación y en general para el cumplimiento de lo que por la presente Ley se dispone.

El Ministro de Educación determinará a cuáles de los propietarios de los centros de enseñanza comprendidos en la presente Ley se abonará por el Estado la indemnización en la forma, cuantía y plazo que fijare, en atención a que sus propietarios, operadores o profesores no hayan actuado contra los intereses de la Revolución y de la Patria.

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *