Con la verdad, por la paz y la justicia social

Sitio web del capítulo cubano de la Red en Defensa de la Humanidad

Analisis

Impactos del XIX Congreso del Partido Comunista Chino: Resultados y Desafíos. Por Gladys Hernández

La dirección china ha afirmado que el  Partido Comunista de China (PCCh) se está esforzando por convertir a China en  “un gran país socialista moderno que sea próspero, fuerte, democrático, avanzado culturalmente, armonioso y hermoso” para mediados del siglo XXI. El trabajo que se propone analiza las propuestas del plan de desarrollo de dos etapas para el periodo entre 2020 y mediados del siglo XXI, llamado “Visión estratégica del PCCh que debe impulsar el  desarrollo del socialismo con características chinas en la Nueva Era.


Introducción

El Partido Comunista de China  celebró en 2017 su XIX Congreso Nacional en Beijing. Xi Jinping,  secretario general del Comité Central, en nombre del XVIII Comité Central del PCCh,  presentó  el  informe central ante el XIX Congreso Nacional del Partido Comunista de China (PCCh).

En este informe se formulan diferentes análisis sobre la evolución socioeconómica y geoestratégica del país entre los que se destacan  varios elementos cruciales: Por una parte,  el  Partido Comunista de China (PCCh) ha incorporado  nuevos conceptos tales como la “Nueva Era” y  “una China bella” a su plan de desarrollo,  y se esforzará para lograr  la modernización socialista para 2035, convirtiendo así a China en un gran país socialista moderno,  próspero, poderoso, democrático, culturalmente avanzado, armonioso y hermoso hacia mediados de siglo. (voltairenet.org, 2017)

El socialismo con peculiaridades chinas ha entrado en una “Nueva Era”, afirmó Xi Jinping. La concepción que asume la entrada en una nueva época del socialismo chino reviste enorme importancia, no solo para el desarrollo de la historia  de la República Popular China, sino también para el desarrollo del socialismo internacional y de la sociedad humana.

Los antecedentes inmediatos para esta Nueva Era, se ubican en los logros acumulados por el proceso de desarrollo de las reformas económicas y sociales, especialmente los alcanzados en los últimos cinco años de aplicación de las resoluciones del XVIII Congreso del PC Chino. En este último período, la sociedad china se ha enfocado en la aplicación de políticas  que persiguen corregir desequilibrios acumulados  que afectan el crecimiento económico, con el objetivo de elevar la calidad del crecimiento, y hacerlo más sostenible.

Entre las características esenciales de la política para impulsar y desarrollar el socialismo con características chinas en la Nueva Era, el informe del XiX Congreso del PC Chino recoge las siguientes:

  • Garantizar el liderazgo del partido en todas las tareas.
  • Consagrarse al enfoque que coloca al pueblo en el centro de los problemas.
  • Continuar la profundización de las reformas de forma consecuente.
  • Adoptar una nueva visión del desarrollo.
  • Responsabilizarse con que el pueblo  gobierne el país.
  • Garantizar que toda forma de gobierno se fundamente en la ley.
  • Defender los valores esenciales del socialismo.
  • Garantizar y mejorar el nivel de vida de la población.
  • Garantizar la armonía entre el hombre y la naturaleza.
  • Desarrollar un enfoque holístico para la defensa nacional.
  • Mantener el principio de un país dos sistemas  y promover la reunificación nacional.
  • Promover el desarrollo de una nación con un futuro compartido para la humanidad.
  • Ejercitar el gobierno completo y riguroso sobre el partido.

El PC Chino reconoce que para asegurar la victoria decisiva en la construcción de una sociedad modestamente acomodada en todos los aspectos e iniciar el viaje hacia la consecución de una China Socialista Moderna, se debe, entre otros elementos,   garantizar las condiciones para alcanzar esa sociedad programada en los Congresos  Nacionales XVI, XVII y XVIII, actuar en correspondencia con la evolución de la contradicción fundamental de la sociedad china y promover acciones económicas, políticas culturales, sociales y medioambientales coordinadas.

En este proceso, el Partido debe mostrar el firme compromiso para implementar estrategias que fortalezcan a China tales como la introducción de la ciencia y la educación, que desarrollen cualitativamente la mano  de obra, impulsen los avances de la innovación, revitalicen el sector agrícola e impulsen el desarrollo regional, así como permitan avanzar hacia la consolidación del desarrollo sostenible y la integración de los intereses militares y civiles. Para lograr estos objetivos, el PC Chino deberá concentrar su trabajo en la atención a las prioridades, la solución de las  mismas, y la adopción de políticas que permitan determinar a tiempo las debilidades (voltairenet.org, 2017)

El informe señala que se deben dar pasos para definir y eliminar  los riesgos mayores, desarrollar la estrategia para aliviar la pobreza así como evitar y controlar la contaminación  para que la sociedad modestamente acomodada que  construyen reciba la aprobación del pueblo y pase la prueba del tiempo.

Sobre la contradicción principal que define la estrategia en la Nueva Era  

 

La Nueva Era del socialismo chino marca una nueva etapa en el desarrollo del país. En la etapa anterior (1978/ 2016),  la sociedad china creció, se enriqueció y en la nueva etapa el país pretende lograr un desarrollo que la haga más fuerte. Este postulado, en sí mismo asume la responsabilidad histórica del socialismo con características chinas para la humanidad. Reconociendo que en el siglo XX, el socialismo mundial sufrió reveses, China ha decidido asumir la responsabilidad para impulsar el socialismo, elevando sus banderas para que aquellos países que lo deseen, puedan elegir este camino.

Xi manifestó que la principal contradicción que enfrenta la sociedad china ha evolucionado. Esta contradicción, identificada desde la teoría marxista, a partir del materialismo dialéctico, establece las  “fuerzas dinámicas opuestas”  presentes en la sociedad y que determinan  los cambios sociales.  Esta “contradicción principal” define la sociedad y debe resolverse, ya que de no hacerlo puede conducir al enfrentamiento. La principal contradicción en la teoría marxista, entre los medios de producción y las relaciones sociales históricamente ha desembocado  en  revolución. (voltairenet.org, 2017)

Desde el triunfo de la Revolución, en 1949, el PCCh ha definido  la contradicción principal. Esta ha ido cambiando, en correspondencia con  las transformaciones de la sociedad china. Al iniciarse el proceso revolucionario,  la contradicción principal se definía entre  “el pueblo contra el imperialismo, el feudalismo y los restos de las fuerzas del Kuomintang”. Con posterioridad evoluciono  hacia “el proletariado contra la burguesía”, formulación que expresaba el periodo de gestación de las transformaciones socialistas  radicales de los años 60 y 70 (Lingui Xu, 2017)

A finales de los 70,  la contradicción principal enfocaría  “las crecientes necesidades materiales y culturales frente a la atrasada producción social”, trascendental reconocimiento  que condicionó los procesos de  reforma y la apertura externa del país. Los objetivos esenciales de este proceso se sustentan en cómo lograr superar el desequilibrio generado por la contradicción definida.   En este período deviene crucial  la generación de condiciones que impulsen el desarrollo de la economía, sobre todo a través del crecimiento económico para poder responder a las necesidades establecidas. La instrumentación del modelo  socialista con características chinas, enunciado en esta etapa reconocerá en el mercado, así como en determinados factores y políticas, los mecanismos para transformar la producción. Sobre la base de la instrumentación de estas políticas China acumulará notables  resultados en el desarrollo socioeconómico, de la misma forma que se presentarán nuevos  desequilibrios. (Lingui Xu, 2017)

Y en este contexto aparece, en opinión de Xi Jinping, la nueva contradicción de la época para el desarrollo chino: “A lo que nos enfrentamos ahora es a la contradicción entre el desarrollo desequilibrado e insuficiente y las necesidades crecientes del pueblo de una vida mejor”. (voltairenet.org, 2017,  Lingui Xu, 2017 y Xinhua, 2017a )

Debe tomarse en cuenta que los tiempos han cambiado y las necesidades  que hoy puede demandar la sociedad china crecen y son impulsadas por el propio posicionamiento del desarrollo socioeconómico del país. El incremento de la diferenciación en los ingresos genera aproximaciones diversas al consumo. En los grupos que hoy detentan mayores ingresos, las demandas se vinculan a la adquisición de bienes de consumo sofisticado y de lujo, viviendas más confortables o  vacaciones en el extranjero, nuevos modelos de autos, acceso a mejores sistemas de educación y servicios de salud, una mayor calidad de vida desde el punto de vista medioambiental.

Una de las grandes consecuencias de los desequilibrios acumulados es la contaminación ambiental, especialmente la vinculada a la emisión de CO2.  Sin dejar de reconocer las transformaciones vinculadas a la esfera industrial que incluyen el cierre de las empresas más contaminantes y su desplazamiento hacia otras regiones, en las grandes ciudades del país aún se enfrenta este tipo de fenómeno, lo que ha generado sistemas de alerta diarios para que la población se vea informada y se prepare. No son pocos los mercados que hoy comercializan máscaras para enfrentar el fenómeno, algunas  con filtro eléctrico al precio de 400 yuanes (60 dólares) (eluniverso.com, 2016)

Para los grupos más vulnerables, las necesidades aún se concentran en un nivel de ingresos necesario para la  alimentación y la sobrevivencia diarias, por no hablar de las carencias en relación con la educación, la salud y la vivienda.   Las diferencias  en la distribución del ingreso son realmente preocupantes para las autoridades del país. Si se analiza que, por una parte, existen hoy en China tres empresarios reconocidos como los más ricos,  dos vinculados al desarrollo de internet y uno al sector  inmobiliario, que acumulan fortunas promedio de más de  30.000 millones de dólares, mientras que  aproximadamente millones de personas (en el entorno de 70 millones todavía, según fuentes oficiales) sobreviven  con menos de un dólar diario. (elespectador.com, 2017)

Sin embargo, los desequilibrios presentes en el desarrollo han generado nuevas tensiones y necesidades para el futuro. China ha llegado a la Nueva Era después de haber aceptado  la necesidad de transformar su modelo económico. A esta Nueva Era le precede, en el marco de los estudios conceptuales, la interpretación asumida por la Dirección China sobre los cambios que su país debe instrumentar. Se trata del concepto sobre “La Nueva Normalidad”, planteamiento que engloba desde  el año 2015  enfoques para analizar la transformación estructural que emprende el país al  enfrentar simultáneamente los impactos generados por la crisis global y la necesidad de avanzar en una transición hacia un modelo económico más sostenible  y duradero.

La Nueva Normalidad para China

Desde inicios de la década de los 2000,  China ha iniciado importantes transformaciones vinculadas al desarrollo  tecnológico de sus producciones.  En los últimos cinco años se han adoptado políticas que impulsan sectores estratégicos cuya base fundamental es la innovación. La dimensión de los aportes de la ciencia, la tecnología y la innovación asume un papel estratégico en el desarrollo del país.  Se han desarrollado tecnologías que abarcan desde las producciones de bienes de consumo hasta  aviones de propulsión a chorro y  trenes de alta velocidad.

Con los cambios instrumentados en la estructura económica, la fábrica del mundo deviene  laboratorio y  mercado global. Con el avance  observado emergen en las telecomunicaciones  gigantescas compañías de internet donde el objetivo esencial es satisfacer la creciente  demanda de los consumidores a través de la tecnología móvil más desarrollada.

China identifica este concepto de  « la Nueva Normalidad”, con una etapa de menor crecimiento económico. El presidente chino Xi Jinping, en sus discursos planteaba que China ha pasado de una etapa de alto crecimiento a una de crecimiento medio-alto, que la estructura económica se mejorará y actualizará, y que la economía se guiará más por la innovación que por la inversión. Todas estas son dramàticas transformaciones para un modelo econòmico sustentado fundamentalmente en las exportaciones y la inversión (nacion.com, 2015)

Los principios que definen de forma estratégica los fundamentos para impulsar el desarrollo de esta etapa  son nueve y aparecen por primera vez en  el discurso de Xi Jinping en la conferencia central de trabajos económicos del 9 de Noviembre del 2014.  “Para enfrentar el nuevo estado económico de nuestro país, primero tenemos que adaptarnos  al  concepto, conocerlo de forma precisa, adoptar el método correcto y esforzarnos eficientemente”. (Jinping Xi,  2014.)

China también precisaba fundamentar la concepción de su nuevo desarrollo a los efectos de los posibles impactos globales que tales transformaciones tenían y tiene en el resto de las economías a escala global. El descenso en las tasas de crecimiento de China, ha implicado una transición crucial para muchos de los países en términos de los flujos comerciales afectados por tales cambios. Entre las regiones subdesarrolladas más impactadas en este sentido se incluye América Latina, sin dudas.

La conferencia central de trabajos económicos del año 2014 explicó en detalles y sistemáticamente las 9 características de “la Nueva Normalidad” que se vinculan con  demandas de consumo,  inversión, exportación e importación, capacidad productiva y la forma de organización de producción. La apuesta en este sentido destaca los elementos siguientes: (Jinping Xi,  2014.)

  1. Los patrones de consumo, similares a los presentes en otros países occidentales deberán ser sustituidos por patrones personalizados y diversificados.
  2. Asumir e impulsar la innovación en los procesos de inversión y financiación.
  3. En los factores de producción  deberá sustituirse el bajo costo de la mano de obra por el incremento del valor agregado a partir de los avances tecnológicos.
  4. La competitividad de los productos chinos en los mercados estará definida por el incremento de la calidad en las producciones
  5. China continuará aprovechando sus ventajas comparativas para promover la exportación, pero la base para estas ventajas debe cambiar al ser sustituida la mano de obra barata por la calificación y la innovación.
  6. La capacidad productiva y el sistema de organización industrial debe cambiar en la medida que nuevos sectores pasen a ser rectores en el desarrollo. Las nuevas industrias, los servicios, las empresas pequeñas con desarrollo ecológico serán las rectoras en la economía.
  7. Atención al medioambiente e impulso al desarrollo sostenible con producciones bajas en carbono.
  8. Se analizaran y estudiaran los riesgos económicos, aparentemente invisibles, que puedan afectar el proceso de desarrollo.
  9. En relación a la disponibilidad y el control de los recursos se propone el tratamiento integral de los nuevos cambios, ajustando las políticas y las relaciones  de forma científica desde el nivel macro.

La quinta sesión plenaria del XVIII Congreso Nacional propuso el nuevo concepto de desarrollo y  avanzó en la elaboración de cinco principios básicos que sustentarán el modelo de desarrollo que China desea instrumentar para consolidar la Nueva Era. (Znabin Zhang,  2017)

Estos cinco principios se reconocen como la principal  innovación de las ideas marxistas de desarrollo de la China contemporánea  y como el instrumento principal  en la aprobación y orientación del XIII Plan Quinquenal en este período de Nueva Normalidad.

Los principios que conforman la principal estrategia y directriz de la gobernabilidad  de los nuevos líderes centrales de Partido Comunista Chino se comentan a continuación:

  1. Innovación : Considerada como primer motor para liderar el desarrollo

Entendida la Innovación como el «establecimiento de nuevas  funciones productivas, o sea, una combinación nueva de los elementos de producción¨.  La creación de una  ¨nueva combinación¨ sin precedentes en relación a elementos y condiciones productivas» según la teoría de Schumpeter[1] que comprende por Innovación:

  • Desarrollar un nuevo producto
  • Desarrollar un nuevo modo de producción
  • Abrir un nuevo mercado
  • Controlar un nuevo recurso de oferta
  • Generar una nueva organización industrial

  1. La coordinación como demanda interna para promover el desarrollo sano y sostenible

En las palabras de Xi Jinping: ¨la coordinación no solo es una manera de desarrollo sino también el objetivo de desarrollo, así mismo es el estándar y normas de la evaluación del desarrollo. Además, es la unificación de la teoría de desarrollo de dos puntos y la de énfasis, del equilibrio y desequilibrio y de la desventaja y potencial. ¨ Jinping Xi (2016)

La coordinación implica diversas tareas: Coordinación regional, integración urbana y rural, atención simultánea a los temas tanto de la  civilización material  como la espiritual , combinación del  desarrollo económico y la defensa nacional

III. El factor verde o sostenible como condición necesaria para el desarrollo sostenible y un reflejo importante en la búsqueda de la calidad de vida para el pueblo.

El desarrollo verde  es el proceso que se sustenta en la comprensión sobre la limitada disponibilidad de recursos y capacidad de autogeneración de los ecosistemas. La introducción de políticas y prácticas «verdes o sostenibles» debe generar  una mayor armonía  entre los seres humanos y la naturaleza y la elevación continua del bienestar sostenible del hombre.

Para construir una China Bella se fomentará la convivencia  armónica de los humanos y la naturaleza, se promoverá  el desarrollo con tecnologías bajas en carbono, se incrementará el ahorro y la eficiencia en la utilización de los recursos, se aumentaran los  esfuerzos en la gestión ambiental y se propone también contribuir al desarrollo sostenible a escala global.

  1. Carácter abierto de la globalización: China reconoce en la apertura elementos esenciales de la época actual: “la paz y el desarrollo son los dos temas cruciales en la época actual” o “el mundo actual es un mundo abierto”(Zhabin Zhang, 2017)

El mantenimiento de estos grados de apertura para China constituye una demanda objetiva  del desarrollo. China ha desarrollado diversas variantes de apertura tales como:

  • Teoría de intercambio (Apertura en condiciones de economía planificada).
  • Ventanas de oportunidad( Sectores o regiones especiales en la economía).
  • Creación de condiciones atractivas(apertura de costas).
  • Teoría de circulación internacional (la apertura de las regiones costeras e interiores).
  • Teoría de oportunidades(la zona nueva de Pudong).
  • Teoría de acoplamiento(adhesión al OMC).
  • Teoría de salida(economía abierta al más alto nivel).

Para esta nueva etapa del desarrollo,  los objetivos de la apertura pretenden mejorar la configuración estratégica de la apertura, promover un nuevo sistema de apertura, impulsar la construcción de la Iniciativa “Una franja, una ruta”, profundizar el desarrollo cooperativo de Hong Kong, Macao, la parte continental y Taiwán, tener una participación más activa en la gestión económica global y asumir  responsablemente las obligaciones internacionales  de China

  1. Compartir deviene requisito esencial del socialismo con características chinas

Compartir  a lo interior implica lograr la realización del Sueño Chino. En Marzo de 2013, Xi Jinping, propuso al explicar el contenido del Sueño Chino: “el Sueño Chino esencialmente es el sueño del pueblo”, “el pueblo chino que vive en nuestro gran país y en la gran época comparte la oportunidad de obtener una vida espectacular, la oportunidad de hacer su sueño realidad y la oportunidad de crecer y progresar junto con su país y la era.” (Znabin Zhang,  2017)

Compartir con el exterior,  internacionalmente. En el discurso en el Comité de Asuntos Internacionales de la India, en Septiembre de 2014,    Xi Jinping subrayó: “China toma nuestro alrededores como localidad de establecerse y base para desarrollar y prosperar. Proponemos  para esta gestión el concepto diplomático basado en la  amabilidad, sinceridad, beneficio e inclusividad para convivir sinceramente con los vecinos, desarrollarnos de conjunto e intensificar la cooperación juntos y compartir los logros de desarrollo.” (Znabin Zhang,  2017)

La visión económica en el futuro

El informe al XIX Congreso también aborda importantes elementos del desarrollo socioeconómico del país.  Xi Jinping ha destacado que el PIB de China se elevó de 54 billones a 80 billones de yuanes (cerca de 12,1 billones de dólares) en los últimos cinco años. “La economía ha mantenido una tasa de crecimiento medio-alto, haciendo de China un líder entre las mayores economías” ( Xinhua, 2017b)

Hoy se conoce que la economía china creció rápidamente y se convirtió en la segunda mayor del mundo, mostrando tasas de crecimiento de 10% promedio anual por espacio de más de 3 décadas, contribuyendo con más del 30 % del crecimiento económico global. China lidera actualmente el mundo en temas globales como el comercio, la  inversión en el exterior y las reservas internacionales. Detenta el primer lugar a escala global como país  exportador e importador. En el contexto de los flujos financieros globales China se encuentra entre los 5 países de mayor participación en la inversión extranjera directa y se ha convertido en el  segundo tenedor de reservas internacionales de divisas. El país paulatinamente devino fábrica del mundo. Los bienes de consumo, que eran una rareza en el país en 1981, hoy resultan abundantes tanto en el país como internacionalmente.

El mantenimiento de tasas de crecimiento relativamente estables y elevadas  se  encuentra entre los principales logros económicos bajo el liderazgo del PCCh en los últimos cinco años desde la celebración del XVIII Congreso Nacional del PCCh en 2012.

La estructura económica también ha cambiado favorablemente ya que la reforma estructural del lado de la oferta ha logrado progresos. En la estructura económica se han cambiado la participación sectorial en el PIB, entre los sectores económicos, para 2016, ya los servicios aportaban el  54% del PIB, la industria el 41% y la agricultura el  9%. El país ha continuado con la modernización agrícola, llegando a una producción anual de cereales de 600 millones de toneladas métricas.

Adicionalmente, el proceso de urbanización se ha incrementado en  1,2 puntos porcentuales, promedio anual,  y más de 80 millones de personas que se han trasladado desde áreas rurales a las urbanas han obtenido su residencia urbana permanente. “Las nuevas instituciones de la economía abierta han sido establemente mejoradas “, según Xi.

De hecho tales  transformaciones en el modelo de desarrollo chino responden alos cambios ya introducidos. La tasa de crecimiento en los últimos 10 años ha disminuido hasta un promedio de 6,5%. Según los pronósticos para 2017, el crecimiento deberá ubicarse entre 6,8% o 6,9%. Los sectores que más aportan al crecimiento han sido los servicios, la economía digital, las infraestructuras. Se ha reconocido que cada año 13 millones de campesinos se integran a las áreas urbanas, también se crean 13 millones de nuevos empleos  y 13 millones de personas salen de la pobreza.  Los estudios revelan que desde el inicio de las reformas, 700 millones de pobres han salido de la pobreza (Xinhua, 2017c)

Sin embargo, a pesar de estos resultados, las autoridades chinas  reconocen que el desarrollo económico entra a una etapa especial en la cual se  superponen  tres procesos simultáneos tales como el  cambio en la velocidad del desarrollo económico, la necesidad de enfrentar el ajuste económico que implica tal situación y de evaluar justamente los impactos positivos y negativos de las políticas aplicadas. En este contexto destacan los riesgos acumulados y la  contradicción económica central para la etapa actual del desarrollo chino.

Estos fundamentos revelan cambios profundos en la fase actual del desarrollo chino. A partir del momento en que han sido analizados por los documentos del XIX Congreso estos principios pasan a ser determinantes. En lo adelante deberá prestarse atención a las nuevas tendencias que deben profundizarse, entre las que amerita mencionar las siguientes:

  • El desarrollo sustentado en el crecimiento extensivo debe pasar a promover el crecimiento intensivo en ciencia e innovación.
  • En la estructura de las producciones industriales  debe continuar la transición de producciones de medio o bajo contenido tecnológico hacia productos de alto contenido tecnológico.  El énfasis en la industria manufacturera se traslada a producciones de mayor valor agregado. Ya desde el 2015, la participación del sector terciario ha comenzado a superar el  50% del PIB (Zhabin Zhang,  2017)
  • En el proceso inversionista, el motor fundamental se ubicará en la innovación.
  • En la esfera de la distribución de los recursos, donde el mercado hasta ahora ha tenido un papel esencial, puede observarse una tendencia  en la cual se incrementen procesos predeterminados para asignar recursos. Con esta variante se tratara de enfrentar desequilibrios generados por una distribución injusta de recursos así como por fenómenos de corrupción.

Profundizando en algunos de los temas abordados por XIX Congreso del Partido Comunista Chino.

La lucha contra la pobreza

Los documentos del XIX Congreso del Partido Comunista de China (PCCh) recogen el compromiso de  ganar la batalla contra la pobreza: “Nuestro Partido ha prometido solemnemente conseguir que las personas y áreas pobres accedan, junto al resto del país, a una sociedad modestamente acomodada”, “Debemos movilizar las energías del conjunto del Partido, el país y la sociedad y seguir implantando medidas concretas de reducción y alivio de la pobreza” (voltairenet.org, 2017)

Se conoce que más de 60 millones de personas han salido de la pobreza en los últimos cinco años, y el índice de pobreza cayó del 10,2 a menos del 4%, ha comentado Xi, e implica un  “progreso decisivo” en la lucha contra la pobreza de China (Xinhua, 2017c)

La lucha contra la pobreza es una de las principales prioridades del país, que se ha comprometido a eliminarla para 2020. Desde el comienzo de la reforma y apertura, China ha sacado de la pobreza a más de 700 millones de personas.  El porcentaje de la población pobre de China en el mundo disminuyó del 43,1% en 1981 al 13% en 2010. (Haiyan Wang, 2017)

En 1986, se creó  la Oficina para la Mitigación de la Pobreza del Consejo de Estado, un organismo especializado en alivio de la pobreza. Se inició el desarrollo de alivio organizado, planificado, y a gran escala. Se formuló “El proyecto de alivio de la pobreza con mayor esfuerzo del 1987”, seguido “el programa del desarrollo de la mitigación de la pobreza (2001-2010)”, con el cual se mejoró la seguridad del sistema para la alimentación básica, estimulando la recuperación en las zonas empobrecidas y reuniendo todas las fuerzas sociales  en esta causa. Al finales del 2011, se habían  solucionado básicamente los problemas de subsistencia y se  observaba un profundo cambio en el aspecto de las regiones pobres. (Haiyan Wang, 2017)

Desde el XVIII Congreso Nacional del PCCh, el Comité Central del Partido ha colocado la reducción de la pobreza en una posición clave con respecto a la gobernanza y administración del país, confiriendo a esta tarea prioridad número uno.

Para lograr estos objetivos el Partido se propone reforzar el sistema de responsabilidad de los jefes de los comités del Partido y gobiernos con  la reducción de la pobreza. También se enfocará este problema desde la perspectiva personal, contribuyendo con educación a que las personas ganen  confianza en sus propias capacidades para salir de la pobreza y comprueben que pueden acceder a la formación necesaria para ello.

China pretende  garantizar que todos los residentes rurales que viven por debajo del umbral de la pobreza,  ya no lo hagan en 2020 y que la pobreza sea erradicada de todos los distritos y regiones pobres (Xinhua, 2017c)

La forma fundamental del alivio de pobreza es la mitigación mediante la creación de  industrias medianas y pequeñas. En las zonas de pastoreo se propone la cría de ovejas y para las áreas agrícolas la construcción de  invernaderos y la producción de vegetales durante todas las estaciones. Adicionalmente se impulsaran proyectos de comercio electrónico, de desarrollo industrial, así como producciones  especiales tradicionales características como la promoción de industrias “un pueblo, un producto”.

También se podrían desarrollar proyectos de mitigación de la pobreza por reubicación. Ej: En la provincia Gansu con una superficie total de más de 390 mil kilómetros cuadrados,  dos tercios presentan  escasez recursos tales como  de agua y tierra fértil.  Adicionalmente las condiciones naturales son muy malas y se observa una población creciente. A partir de 1983, China ha invertido una gran cantidad de recursos humanos, materiales y financieros, así como ha implementado el plan migratorio para que esta población migre  al distrito central regado por el río Amarillo y a los distritos Jiuquan, Zhangye, Wuwei del Corredor Hexi. (Haiyan Wang, 2017)

Otra propuesta es la mitigación de la pobreza a partir de la promoción de obras medioambientales. Esta variante incluye la asignación de fondos y el diseño de proyectos de obras ecológicas, tales como la devolución de tierras agrícolas para áreas boscosas y praderas, la protección y restauración de humedales,  la renovación integral de terrenos en malas condiciones y la gestión del recurso agua, así que se puede mejorar la participación y el nivel de beneficio. Se incrementará  el  pago de transferencia en áreas eco-funcionales. Una parte de los habitantes con capacidad laboral puede devenir personal  de protección utilizando los fondos de la compensación ecológica y las obras de protección ecológica.

Las políticas a instrumentar deberán tener como criterios esenciales los siguientes: (Haiyan Wang, 2017)

  • El 70% de los fondos destinados a la mitigación de la pobreza debe usarse para los hogares pobres, y el 70% del financiamiento se destinará al  desarrollo de industrias.

  • El financiamiento debe incrementar el ingreso de capital de los pobres, y la concesión de fondos permitirá el desarrollo de industria con lo cual, si los proyectos son rentables, los pobres obtendrán más ingresos .

  • Las autoridades deben evaluar las diferentes características de las comunidades para seleccionar las formas de ayuda: En caso de observarse malas condiciones naturales se debe aplicar la reubicación; Si existen problemas generados por enfermedades, garantizar la atención médica; si el centro del problema es la educación, se promoverán becas y asistencia para estudiar, si se presentaran problemas con la  pérdida de la capacidad laboral debe proveerse a esta población con las  garantías mínimas sociales.

En el período que inició en  2014 y hasta el 2020, las autoridades chinas se han propuesto sacar de la pobreza a los restantes 70,17 millones de las personas pobres ya establecidos  y a 592 pueblos pobres, así como 14 áreas deberán resolver  el problema de la pobreza regional.

 

Esfuerzos para convertir a China en un país innovador

Xi Jinping pidió más esfuerzos para convertir a China en un país innovador y llegar a los límites del progreso en materia de ciencia y tecnología.

La innovación constituye la primera fuerza motriz para impulsar el desarrollo, y es un soporte estratégico para la construcción de un sistema económico modernizado, señaló.”Intensificaremos la investigación en ciencias básicas aplicadas y ampliaremos la ejecución de importantes proyectos científicos y tecnológicos de nivel nacional, haciendo énfasis en la innovación de las tecnologías genéricas claves, las de vanguardia de carácter orientador, las de ingeniería modernas y las disruptivas”, apuntó el líder chino. (voltairenet.org, 2017)

Estos esfuerzos proporcionarán un enérgico apoyo tanto a la construcción de un país fuerte en ciencia y tecnología, en calidad, en astronáutica, en redes informáticas y en comunicaciones, como en la construcción de una China digitalizada y de una sociedad inteligente.

Citando la importancia de fomentar una cultura de la innovación y fortalecer la creación, protección y aplicación de los derechos de propiedad intelectual, Xi exigió más esfuerzos para cultivar un gran número de científicos y técnicos en terrenos estratégicamente importantes, líderes en ciencia y tecnología, y científicos e ingenieros jóvenes de talla mundial, así como grupos innovadores de alto nivel.

En relación a ciertos indicadores de avance tecnológico, China deberá profundizar en el camino para lograr sus objetivos. Por ejemplo, la  tasa de contribución al avance de la tecnología, que debe ser superior al 70%, el China alcanza el  55.3% (2015), la inversión en investigación y desarrollo debe ser superior al 2.5% del PIB , en China se ha elevado hasta el 2,1%. Adicionalmente, el  nivel de la dependencia de la tecnología extranjera presupone un nivel inferior al 30%, pero para China es del 50% (2015) (Huang Kun, 2017)

En relación a la  invención y las patentes, todavía queda una distancia para que China pueda alcanzar a los Estados Unidos y Japón

Para el 2020 China pretende clasificar entre los países innovadores por excelencia. Establecerá básicamente el sistema nacional de innovación con características chinas y apoyará de manera efectiva la realización del objetivo  de consumar integralmente la construcción de una sociedad modestamente acomodada.

Siete industrias emergentes estratégicas emergen como determinantes para el desarrollo socioeconómico de China. Estas siete  industrias  ya se convirtieron en la base que debe sostener el crecimiento  económico del país. Estas industrias complementarán el descenso que debe provoca la reducción de las industrias manufactureras en la estructura económica. (Huang Kun, 2017)

Estas industrias comprenden:

Las industrias de protección del medio ambiente y la eficiencia energética que atienden  industrias de eficiencia energética, promotoras de reciclaje de recursos y  de protección del medio ambiente

Las industrias de energías renovables que comprenden las energías nuclear, solar fotovoltaica, eólica, la  red electrónica inteligente, y la energía de de la

     biomasa

Las industrias de automóviles con nuevos tipos de combustibles como los

     carros eléctricos, híbridos (Vehículo eléctrico de batería ;Vehículo eléctrico de pila     de combustible)

Las industrias de tecnología de  información de la nueva generación tales

     como la telecomunicación de nueva generación, internet e  internet de las

     cosas,Triple play, pantallas de nuevo modelo

     Las industrias de biología que incluye a la biofarmacia,productos de las

     ingenierías de biomedicina,reproducción biológica,producción biológica.

La industria manufacturera de  los equipos avanzados tales como equipos aeroespaciales, equipos ferroviarios,  equipos de ingeniería marina, equipos de fabricación inteligente

Para el 2030,  China ya figurará en la  vanguardia de los países innovadores. Para este momento, el motor esencial para el desarrollo habrá cambiado. El nivel del desarrollo de la sociedad económica y la competitividad internacionales se elevarán en gran medida. Se establecerán los fundamentos para consolidar  la conversión del país en potencia económica.

Llegando a 2050, China ya se habrá convertido en una potencia innovadora a escala global, será el principal centro científico e innovador,  lo cual garantizara la base para construir un país socialista poderoso, democrático, bien educado y armónico.

 

 

 

China y su desarrollo sostenible

Importante resulta también la incorporación del concepto de “una China bella” en el plan de desarrollo de dos etapas para la construcción de un gran país socialista moderno para mediados del siglo XXI. Alcanzar básicamente la construcción de una China bella fue listada por Xi como una de las metas que han sido establecidas para 2035.

“La modernización por la que trabajamos estará caracterizada por la coexistencia armoniosa entre el ser humano y la naturaleza”, agregó. “Además de crear más riquezas materiales y culturales para satisfacer la creciente demanda del pueblo por una vida mejor, también debemos ofrecer más productos ecológicos de calidad para cubrir su creciente necesidad de un medio ambiente bello”, indicó. (voltairenet.org, 2017)

El PC Chino promete impulsar el desarrollo ecológico, solucionar los problemas ambientales más importantes, intensificar la protección de los ecosistemas y reformar el sistema de supervisión y control del entorno ecológico. Para mejorar el sistema de administración ambiental,  China establecerá agencias reguladoras que se encargarán de administrar los activos estatales en recursos naturales y supervisar los ecosistemas naturales. El PCCh también propone implantar un sistema de reservas naturales, compuesto mayormente por parques nacionales. Asimismo, se compromete a poner coto con firmeza a toda actividad que dañe el entorno ecológico y sancionar decididamente a sus responsables.

En los últimos años China ha enfrentado la contaminación reduciendo considerablemente el consumo de carbón y frenando la construcción de nuevas plantas térmicas a base de carbón, a fin de evitar los riesgos del exceso de capacidad y promover una matriz energética combinada con energía limpia.

La construcción de un total de 150 millones de kilovatios de nueva capacidad de generación de energía a base al carbón debe ser  detenida o  pospuesta entre 2016 y 2020, el período del XIII Plan Quinquenal de Desarrollo Económico y Social, declaraciones de la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma (Xinhua, 2017e)

“La nueva capacidad será estrictamente controlada”, anuncia el documento, que cita medidas para hacer frente a las violaciones a la planificación, aprobación y operación de las citadas instalaciones. “Todos los proyectos ilegales de energía a base de carbón serán cesados”, asegura. (Xinhua, 2017e)

Simultáneamente,  más de 20 millones de kilovatios de capacidad obsoleta serán eliminados, y cerca de 1.000 millones más serán modernizados para utilizar menos energía, producir menos emisiones y ajustarse mejor con el desarrollo de nuevas energías.

El gobierno tiene previsto mantener la capacidad de energía de carbón del país por debajo de 1.100 millones de kilovatios para 2020.

La medida sigue los pasos de una campaña para reducir la escala de la desproporcionada industria pesada nacional, especialmente la minería de carbón y la fundición de acero. Grandes progresos se han logrado en cuanto al cierre de los yacimientos carboníferos ineficientes, y nuevas medidas están en proceso.

El país está reduciendo gradualmente la proporción de carbón en su sistema de generación eléctrica para abrir espacio a las energías limpias, como el gas natural, la energía solar y la energía hidroeléctrica. Para 2020, el carbón representará menos de 58% del consumo total de energía, frente al actual 60%.

China ha demostrado su interés en invertir en energías limpias y ha tomado el liderazgo en la materia haciéndose cargo de la contaminación en las grandes ciudades, un cambio que ha servido como motor de desarrollo social y crecimiento económico. Las autoridades se plantean  invertir unos 2,5 billones de yuanes (unos 361.000 millones de dólares) en proyectos de energías renovables durante el periodo 2016-2020, lo que creará más de 13 millones de empleos de acuerdo con cálculos iniciales (evwind.com , 2017a)

Hasta el momento, China ha avanzado en  elevar la conciencia medioambiental de la sociedad y ha promovido  un estilo de vida más económico, ecológico y saludable. Las energías renovables como industria emergente en China, necesitan  garantizar la seguridad energética y optimizar su estructura.

Al cierre de julio del 2017, la capacidad instalada en  energías renovables había alcanzado 620 gigavatios, lo que representaba el 35% de la capacidad total instalada, según Liang Zhipeng, subdirector del Departamento de Nuevas Energías y Energía Renovable de la Administración Nacional de Energía. En los primeros siete meses del año 2017, el aumento de la capacidad instalada de energías renovables alcanzó 50 millones de kilovatios, lo que significa un 75% del aumento de la capacidad instalada total del país. (evwind.com , 2017b)

La capacidad instalada de energía hidráulica, eólica y fotovoltaica ha alcanzado 338, 150 y 100 gigavatios, respectivamente, de forma que China encabeza la lista mundial en los tres tipos.. China se ha convertido en el mayor suministrador de energía verde y también ha tomado la delantera en el desarrollo de la fotovoltaica y ha hecho una gran aportación a la transformación energética global

Desde 2010 a 2016, el peso global de la energía verde subió del 12 al 32%, mientras que en China  pasó del uno a casi el cinco por ciento, manifestó Yang Lei, un asesor sénior de la Agencia de Energía Internacional. (evwind.com , 2017b)

En este contexto, el informe del XIX Congreso también estimula al resto de los  países a esforzarse conjuntamente por un mundo limpio y hermoso, así como a hacer frente al cambio climático a través de la cooperación. “Exhortamos a la gente de todos los países a que, aunando nuestras voluntades y esfuerzos, construyamos una comunidad de destino compartido para la humanidad, así como un mundo caracterizado por la paz duradera, la seguridad universal, la prosperidad de todos, la apertura y la inclusión y la limpieza y la hermosura”.  Se recoge también la imposibilidad de hacer frente individualmente a los problemas globales. “No hay ningún país capaz de hacer frente por sí solo a los desafíos que encara la humanidad, ni hay ningún país que pueda retirarse a una isla y encerrarse en sí mismo”, subrayó Xi Jinping.

El informe describe a China como “un país que durante los últimos cinco años ya alcanza el liderazgo en la cooperación internacional para hacer frente al cambio climático, y un importante participante, contribuyente y conductor de la construcción de una civilización ecológica global”.

Expectativas chinas en torno a la apertura externa

China será cada vez más abierta, « La apertura trae progreso, mientras que autorrecluirse deja a uno rezagado”, expresó Xi Jinping a los más de 2.300 delegados presentes en el Congreso. (voltairenet.org, 2017)

Las autoridades chinas han planteado la importancia tanto de “atraer” como de “globalizarse” y han llamado a fijar como prioridad el avance de la Iniciativa acerca de la  Franja y la Ruta de la Seda para el desarrollo de las relaciones internacionales de China. “Con estos esfuerzos esperamos avanzar en la apertura de China a través de conexiones hacia el este y el oeste, por tierra y por mar”, en palabras de Xi Jinping.

Sobre la inversión de empresas extranjeras en China, Xi destacó que China facilitará notablemente el acceso al mercado, seguirá abriendo el sector servicios y protegerá los intereses y derechos legítimos de los inversores extranjeros. “Aplicaremos de forma extensiva el sistema de trato nacional junto a una lista negativa”, aseguró. Todas las empresas registradas en China serán tratadas equitativamente, reiteró.

Xi llamó a ampliar el comercio exterior, desarrollar nuevos modelos y formas comerciales y convertir a China en una comerciante de calidad. Como parte de los esfuerzos por mejorar el equilibrio de la apertura en las diferentes regiones de China, el país se propone  abrirá más la región occidental a la IED.

Xi también reclamó que se desarrollen nuevas fórmulas para la inversión en el exterior, el fomento de la cooperación internacional sobre capacidad de producción, la creación de redes comerciales, de inversión, financiación, producción y servicios de vocación global, y que se refuerce la cooperación y la competencia económica internacional.

Sobre la globalización económica, Xi pidió mayores esfuerzos por promover la liberalización y el más fácil acceso al comercio y la inversión y a hacer que la globalización económica sea “más abierta, inclusiva y equilibrada para que beneficie a todos”.

Todo este proceso se produce en momentos en el que la influencia de China en la región está creciendo rápidamente impulsada por la propia  iniciativa de la  Nueva Ruta de la Seda (One Belt One Road, OBOR, por sus siglas en inglés)  anunciada en 2013, y que ha proporcionado un marco general para que China fortalezca su liderazgo económico, fomentando la construcción de infraestructuras y mejorando la conectividad en casi 70 países a lo largo de los dos grandes ejes euroasiáticos, el terrestre y el marítimo y con mas de 100 países interesados en el proyecto

Esta es una iniciativa de cooperación internacional, y se mantiene abierta a todos los países y regiones que lo deseen”, en opiniòn del  ministro de Relaciones Exteriores, Wang Yi. Entran, pues, en el plan 70 países que suman 4.400 millones de personas y el 40% del PIB mundial. Incluye proyectos tan diversos como el tren Madrid-Yiwu, el corredor China-Pakistán y un oleoducto que conectará el sur de China con Birmania y la bahía de Bengala. Los folletos sobre la cumbre incluyen hasta un proyecto para difundir la medicina tradicional china en España (elpais.com, 2017)

El papel del PC Chino en el tema de la democracia.

En su informe, Xi Jinping planteó: El pueblo hace demandas cada día más amplias en su búsqueda de una vida mejor y formula no solo exigencias más elevadas en lo referente a la vida material y cultural, sino también en ámbitos como la democracia, el imperio de la ley, la equidad, la justicia, la seguridad y el medio ambiente”. (voltairenet.org, 2017)

En este sentido, la política trazada por el PCCh  reconoce esta situación y plantea un desarrollo más equilibrado y de mejor calidad entre todas las regiones y sectores, con el objetivo de ir eliminando la pobreza paulatinamente para alcanzar la solución plena de este problema hacia 2020.

Tomando en cuenta los problemas abordados en el discurso y las tareas planteadas resulta evidente que cuando Xi destaca que China permanecerá en la etapa primaria del socialismo durante mucho tiempo, está reafirmando la enorme tarea que enfrenta el país.  Simultáneamente,  está aclarando, que a pesar de los resultados alcanzados, China mantiene su  estatus internacional como país en vías de desarrollo, con lo cual se desautoriza a todos aquellos países desarrollados que desean reconocer un status de mayor desarrollo para China, por lo que China no clasificaría para posibles asignaciones de financiamiento en las organizaciones financieras internacionales.

Su estrategia de desarrollo en dos etapas está pensada a 30 años vista, con el objetivo de convertir a China en un “gran país socialista moderno” para mediados del siglo XXI. En el lenguaje teórico al que China tiene acostumbrados a sus interlocutores: Solo una China próspera, fuerte, democrática, culturalmente avanzada, armoniosa y hermosa estará lista para atravesar  el umbral hacia la próxima etapa del socialismo.

En este camino, el  informe reconoce como  no solo las necesidades materiales y culturales han crecido, también  sus exigencias sobre democracia, Estado de derecho, justicia y equidad, seguridad y un medio ambiente mejor se incrementan.

El informe central del XIV Congreso reconoce que la democracia socialista de China es la democracia más amplia, auténtica y eficaz para la salvaguardia de los intereses fundamentales del pueblo y el desarrollo de la política democrática socialista tiene como objetivo dar plena expresión a la voluntad del pueblo, proteger sus derechos e intereses, activar su creatividad y garantizar su condición de dueño del país mediante el sistema institucional. “No podemos trasplantar mecánicamente las modalidades de los sistemas políticos extranjeros”, comento Xi Jinping. (voltairenet.org, 2017)

El PCCh enfatiza en la unidad del liderazgo del partido, el pueblo como dueño del país y la gobernanza basada en la ley y considera que el liderazgo del partido es la garantía fundamental para asegurar que el pueblo sea el dueño del país y la gobernanza de China esté basada en la ley; que el pueblo sea el dueño del país es una característica fundamental de la democracia socialista; y la gobernanza basada en la ley es la forma básica para que el partido lidere al pueblo en el gobierno del país, señaló Xi.

En este contexto, el informe propone mantener y mejorar  el sistema de asambleas populares  para garantizar que el pueblo ejerza el poder estatal. El PCCh sabe del importante papel de la democracia consultiva socialista, y sostiene que “la esencia de la democracia popular es que el pueblo discuta sus propios asuntos”.

Se propone adoptar un enfoque coordinado para promover las consultas realizadas por los partidos políticos, las asambleas populares, los departamentos gubernamentales, los comités de la Conferencia Consultiva Política del Pueblo Chino (CCPPCh), las organizaciones populares, las comunidades y las organizaciones sociales.

Se establecerá un grupo central de liderazgo para impulsar la gobernanza con base en la ley en todas las áreas, con el fin de ejercer un liderazgo unificado sobre la iniciativa de construir el Estado de derecho en China. Con este objetivo, el PCCh fortalecerá la supervisión para garantizar el cumplimiento con la Constitución, promover la revisión de la constitucionalidad y salvaguardar la autoridad de la Constitución. Xi también hizo énfasis en la reforma de las instituciones del partido y del gobierno, así como en el desarrollo del frente unido patriótico.

El sistema político de socialismo con peculiaridades chinas es una gran creación del PCCh y del pueblo chino, aseveró Xi. “Tenemos toda la confianza en que podemos aprovechar al máximo todas las fortalezas y características distintivas de la democracia socialista de China, y hacer la contribución de China al progreso político de la humanidad”, puntualizó.

El informe también recoge un balance sobre la campaña desarrollada contra la corrupción en el país. Tras calificar la corrupción como “la mayor amenaza” que el Partido afronta, Xi señaló que la lucha anticorrupción no termina nunca y en la actualidad sigue siendo grave y compleja. Xi reiteró que el partido será completamente intolerante con la corrupción y dijo que tanto quienes acepten sobornos como quienes los ofrezcan serán castigados, así como que se evitará el ascenso de grupos de interés en el seno del Partido. El secretario general del Comité Central del PCCh también dijo que los infractores serán capturados y llevados ante la justicia allá donde huyan.

En los últimos 5 años la campaña contra la corrupción ha acumulado cifras importantes en relación a los miembros del partido que han sido procesados por haber incurrido en violaciones de la ley: 440 cuadros de nivel directivo ministerial 890 cuadros de nivel directivo intermedio y 60 mil en niveles de dirección inferiores.

El Partido trabajará en la promulgación de leyes nacionales contra la corrupción y creará una plataforma de denuncia de la misma que abarque tanto a las comisiones de inspección disciplinaria como a las agencias de supervisión. Desde el XVIII Congreso Nacional del PCCh, celebrado a finales de 2012, se ha investigado a 280 funcionarios de la administración central y más de 1,4 millones de miembros del partido han sido castigados.

China pondrá en marcha comisiones de supervisión de nivel nacional, provincial, municipal y de distrito, que compartirán sedes y trabajarán junto a las comisiones de inspección disciplinaria del Partido. Se concederán a estas comisiones de supervisión responsabilidades, atribuciones, poderes y medios legales de investigación. También se adoptara una ley nacional de supervisión.

Simultáneamente, el ‘Shuanggui’, una práctica disciplinaria interna del Partido que requiere que los afiliados investigados accedan a ser interrogados en lugares y momentos prefijados, será sustituida por la retención para seguir profundizando en la reforma de la supervisión nacional.

El control aprovechará las poderosas sinergias generadas mediante la integración del control interno del Partido y los que  realicen los órganos del Estado, la democracia, la judiciatura, el sector público y la opinión pública.

Conclusiones

La dirección china ha afirmado que el  Partido Comunista de China (PCCh) se está esforzando por convertir a China en “un gran país socialista moderno que sea próspero, fuerte, democrático, avanzado culturalmente, armonioso y hermoso” para mediados del siglo XXI. Con este objetivo, se ha diseñado un plan de desarrollo de dos etapas para el periodo entre 2020 y mediados del siglo XXI, llamado “Visión estratégica del PCCh” que impulsará el desarrollo del socialismo con características chinas en la nueva época”, simultáneamente enfrentando aquellos retos que tanto interna como desde el exterior tiene el país.

En la primera etapa, entre 2020 y 2035, el PCCh pretende desarrollar aquellas políticas que se sustenten en las bases económicas y sociales creadas por la sociedad china y que deben apuntar a lograr  una China modestamente acomodada, a fin de asegurarse de la consecución básica de la modernización socialista, según el plan.

En la segunda etapa, de 2035 a mediados del siglo, el PCCh, se debe continuar  trabajando sobre ese logro básico de la modernización socialista, por espacio de otros  15 años para desarrollar a China y convertirla en un gran país socialista que sea “próspero, fuerte, democrático, culturalmente avanzado, armonioso y hermoso”.

Para mediados del siglo XXI, las autoridades chinas pretenden haber  alcanzado las siguientes metas:

— Nuevos niveles de desarrollo en cada dimensión del progreso material, político, cultural, ético, social y ecológico.

— Modernización del sistema y de la capacidad para gobernar el país.

— China se habrá convertido en un líder mundial en términos de fortaleza nacional integral e influencia internacional.

— Prosperidad común para todos.

— El pueblo chino disfrutará de una vida más feliz, más segura y más saludable.

Con estos objetivos se complementa el camino trazado por el XIX Congreso para el destino de China. El plan de dos etapas se fundamenta en los tres objetivos estratégicos para lograr la modernización socialista que el PCCh trazó después de adoptar la política de reforma y apertura, a finales de la década de 1970.

Los dos primeros, garantizar que las necesidades básicas del pueblo sean satisfechas y que sus vidas sean, en general, decentes, se han cumplido antes de la fecha límite.

Construyendo sobre esto, el Partido desarrolló la visión de que para el momento en el que se celebre su primer centenario, la sociedad china habrá llegado a ser modestamente acomodada. Después de esto, con otros 30 años de trabajo, la modernización habrá sido básicamente alcanzada, y China se convertirá en un país socialista moderno.

Los retos son enormes, tanto desde el punto de vista interno como los provenientes del exterior, pero  China ha demostrado que las crisis solo pueden representar oportunidades.

Bibliografía

elpais.com (2017) China presenta en sociedad su nueva y millonaria Ruta de la Seda. 14 de mayo 2017 Consultada 3 de enero 2018 https://elpais.com/internacional/2017/05/13/actualidad/1494692129_532492.html

elespectador.com (2017) Xu Jiayin, el nuevo hombre más rico de China 12 Oct 2017. Consultada 4 de diciembre del 2017 shttps://www.elespectador.com/economia/xu-jiayin-el-nuevo-hombre-mas-rico-de-china-articulo-717743

evwind.com (2017a) China tiene el liderazgo en energías renovables 2 agosto, 2017. Consultada 24 de diciembre 2017. https://www.evwind.com/2017/08/02/china-tiene-el-liderazgo-en-energias-renovables/

evwind.com (2017b) China avanza en energías renovables27 septiembre, 2017 . Consultada 24 de diciembre 2017 https://www.evwind.com/2017/09/27/china-avanza-en-energias-renovables

eluniverso.com (2016) Polución en China dispara la demanda de máscaras y filtros. Jueves, 22 de diciembre, 2016. Consultada 8 de noviembre de 2017. https://www.eluniverso.com/vida-estilo/2016/12/22/nota/5966638/polucion-china-dispara-demanda-mascaras-filtros

Haiyan Wang (2017) El sistema de seguridad social, alivio y reducción de la pobreza en  China .Academia de Gobernanza de China. Beijing, Octubre

Huang Kun (2017) La Estrategia de Desarrollo Impulsado por la Innovación y el Desarrollo de las Industrias Emergentes Estratégicas. Instituto Nacional de Administración. Beijing , octubre 2017

 

Jinping Xi (2014) Discurso de Xi Jinping en la conferencia central de trabajos económicos (9-11, Diciembre 2014) en Zhabin Zhang,  2017, El nuevo estado de la economía y el crecimiento económico. Academia de Gobernanza de China.

Jinping Xi (2016) Discurso de Xi Jinping en la inauguración del seminario para estudiar los acuerdos de la V Sesión Plenaria del XVIII Congreso Nacional de las autoridades y oficiales provinciales y ministeriales del 1 de enero de 2016. Beijing , enero 2016

Lingui Xu (2017)  Congreso PCCh: Enfoque de China: China abraza una nueva “contradicción principal” al embarcarse en un nuevo viaje .21 de octubre 2017. http://spanish.xinhuanet.com/2017-10/21/c_136695647.htm

nacion.com (2015) China abraza su ‘nueva normalidad’: Autoridades dicen que expansión será menor aunque se prevé más robusta  5 enero, 2015. Consultada 7 de febrero del 2017 https://www.nacion.com/economia/politica-economica/china-abraza-su-nueva-normalidad/THUDDSLQCVGFJGQV5JGL2FOSGI/story/

voltairenet.org (2017) Informe de Xi Jinping ante el XIX Congreso Nacional del Partido Comunista de China. 18 de octubre 2017. http://www.voltairenet.org/mot185.html?lang=es

Xinhua (2017a) Xi señala que contradicción principal de sociedad china ha cambiado en la nueva época Xinhua (2017) Consultada 28 de noviembre de 2017

Xinhua (2017b) Xi señala que PIB de China aumentó de 54 a 80 billones de yuanes en últimos cinco años. Beijing, 18 octubre Xinhua 2017.  Consultada 28 de noviembre de 2017

Xinhua (2017c) Xi destaca que más de 60 millones de personas salieron de pobreza en últimos cinco años. Beijing, 18 octubre 2017.  Consultada 28 de noviembre de 2017  

Xinhua (2017d) Xi afirma que PCCh construirá gran país socialista moderno Beijing, 18 octubre de 2017. Consultada 28 de noviembre de 2017

Xinhua (2017e) China detiene construcción de plantas eléctricas a base de carbón (Pueblo en Línea ) BEIJING, 14 agosto 2017 Consultada 28 de noviembre de 2017

Notas:

[1] Para Schumpeter (1888-1950),economista austro-estadounidense, el principal objetivo del empresario es innovar, lo que es lo mismo, aplicar las invenciones tecnológicas a usos comerciales e industriale

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén